192463

Libertad, movimiento y erotismo: en palabras de Bataille  (1957) el erotismo es la aprobación de la vida hasta en la muerte, la última consecuencia y el límite que existe de un ser  discontinuo a otro.

La frenética sensación de impulso tánatico que revelan las fotografías de Steve Richard, alude a una idea de cuerpo sobrexcitado, un cuerpo lleno de excesos e impulsos eróticos que nos arrebatan la respiración.

Steve Richard (1966), fotografo canadiense. Cloud Busting 20

“Toda la operación del erotismo tiene como fin alcanzar al ser en lo más íntimo, hasta el punto del desfallecimiento. El paso del estado normal al estado de deseo erótico supone en nosotros una disolución relativa del ser, tal como está constituido en el orden de la discontinuidad” ( Bataille, 1957, p. 12,13).

dark_ballet_la_3_by_bigskystudio-d3912g7

Cuerpos desnudos, pellejos que menguan en el confín  del placer de esa piel porosa, que no es otra cosa que una superficie erótica. El acto decisivo de discontinuidad es el de quitarse la ropa, ya que la desnudez es la única que no se opone al estado de existencia discontinua:

 

 La reproducción hace entrar en juego a unos seres discontinuos.

Los seres que se reproducen son distintos unos de otros, y los seres reproducidos son tan distintos entre sí como de aquellos de los que proceden. Cada ser es distinto de todos los demás. Su nacimiento, su muerte y los acontecimientos de su vida pueden tener para los demás algún interés, pero sólo él está interesado directamente en todo eso. Sólo él nace. Sólo él muere. Entre un ser y otro ser hay un abismo, hay una discontinuidad. (Bataille,1957,p.9)

1250426270_steve-richard_13

La desnudez significa desposesión erótica, ya  que los orificios obscenos del cuerpo, son esos que nos devuelven al estado  de continuidad; en la medida que hay fusión con el otro, por tanto, los seres en aquel estado se sustraen por el deseo y la excitación que es paradójicamente cercana a la muerte.

El movimiento exagerado  y vibrante de las fotografías muestra como  esos cuerpos gloriosos se entregan al vacío,  allí la similitud entre la muerte y el acto sexual  se disuelve, en un erotismo sensible para justificar una semejanza entre el acto de amor y el acto de sacrificio.

 

No Hay Más Artículos