Yayoi Kusama es una artista nacida en Matsumoto, Japón en 1928. Su obra es una de las prolíficas e impresionantes de nuestra época: abarca la pintura y escultura tradicionales, instalación e incluso la literatura.

La mayor parte de los trabajos que ha realizado Yayoi están inspirados en las alucinaciones que desde muy temprana edad comenzó a sufrir y que la acercaron al arte como un modo de expresar su miedo, para lograr encontrar el equilibro emocional.

Una constante en su trabajo es la utilización de puntos o lunares que repiten constantemente y de manera reiterativa en cada obra, con la que forma patrones regulares. Esta figura está cargada de gran significado para para la artista, ya que al tener la forma del sol comparte el simbolismo de vida y energía, y al compartir la forma de la luna representa la calma; en sus propias palabras estos puntos “son una forma de llegar a la infinidad”.

“Un día estaba mirando el mantel de patrón de flores rojas en una mesa, y cuando miré hacia arriba vi al patrón cubriendo el cielo, las ventanas y las paredes, y finalmente toda la habitación, mi cuerpo y el universo. Me sentí como si hubiera empezado a olvidarme de mi existencia, a revolverme en la infinidad del tiempo y lo absoluto del espacio, y ser reducida a la nada”

Infinity Mirror Room puede ser considerada como su máxima obra. Realizada con espejos, agua y luces produce la sensación en el espectador de estar suspendido en el espacio o fuera de sí mismo. A través de esta obra Yayoi logra comunicar su propia experiencia vivencial.

Sitio oficial de Yayoi Kusama:

http://www.yayoi-kusama.jp/

No Hay Más Artículos