Esta artista peruana hace un llamado a través de los colores que interpretan la realidad latinoamericana de sus selvas y bosques, de la humanidad y la naturaleza; una experimentación en dibujos, instalaciones y pinturas.

Adriana Ciudad es una artista que se especializa en el dibujo, la pintura y la instalación asociando temas sociopolíticos de la actualidad latinoamericana, cuestionándose a partir de su obra algo que va más allá de lo estético. Sus obras suelen combinar varias técnicas que exponen de manera subjetiva una indagación acerca de las emociones y las experiencias que constituyen al ser humano.

Hace dos años reside en Colombia y debido a ello las problemáticas sociales del país se hacen permeables para esta peruana-alemana. La artista explora a través de su más reciente trabajo las situaciones que tocan a los niños víctimas del conflicto armado, también los desastres medio ambientales causados por los derrames de petróleo.

Adriana Ciudad _ Matorrales _ det3_ 2015

En sus dibujos plasma una sociedad a lápiz, mientras que a través de la pintura crea manchas, tiznes coloridos que cubren la violencia de sus personajes, cicatrices en tonalidades fuertes que marcan a una sociedad que no es ajena a la diferencia humana.

A partir de su experiencia en Colombia, nace en el año 2014 su exposición titulada “Como Corderos entre Hipopótamos”. A través de los 23 dibujos de esta serie retrata la vida de los niños soldados de las fuerzas armadas colombianas que se sumergen en el mundo de las armas. Adriana Ciudad combina la pintura y el dibujo para evidenciar el interior infantil, colores que caracterizan su niñez envueltos en el mundo de la selva que se encuentra a blanco y negro.

La selva se convierte en una parte importante dentro de sus obras, la belleza de la naturaleza en Colombia tan imponente con su diversidad sorprende a la artista para querer cuestionarse: ¿por qué el conflicto está haciendo de la selva un territorio de violencia y muerte. En el año 2015 ha realizado varios trabajos entre los que se destaca “Debajo del Agua”, una instalación que involucra a los hipopótamos traídos a territorio colombiano por Pablo Escobar, narcotraficante que después de su muerte deja a su suerte a estas especies en medio de la selva, ajenos a un territorio y causando daños en comunidades aledañas al espacio. La obra de Ciudad conforma una instalación de pintura, con figuras de hipopótamos en blanco que son intervenidos con pintura y en las paredes del espacio dibuja la selva que hace un llamado a sentir mientras el sonido es puesto en marcha.

Inkult Magazine entrevistó a Adriana Ciudad, artista que deja en evidencia la belleza en medio del conflicto, un trabajo simplemente sorprendente que abarca de manera consciente los temas concernientes a Colombia:

¿Por qué representar con arte la realidad social de Colombia?

Busco ver desde una perspectiva nueva lo que para algunos colombianos quizás se ha tornado invisible. En las cinco series que he realizado en Bogotá, el punto de partida ha sido la selva. Desde mi llegada fue lo que más me impactó, no sólo por su exuberancia y belleza, sino también por todas las historias que esconde. La selva, un lugar que relacionamos con una fuente de vida, es el espacio protagonista y único testigo de abusos que atentan contra los Derechos Humanos. Esta contradicción es la columna vertebral de mis últimas series.

01

La serie “Como Corderos entre Hipopótamos” habla sobre los niños víctimas del conflicto armado en Colombia ¿Cómo fue dicha experiencia y en que terminó el proyecto artístico?

La serie “Como Corderos entre Hipopótamos” es una radiografía emotiva de los niños del conflicto armado que realicé basándome en entrevistas reales de niños excombatientes. Busqué retratar la compleja dinámica que existe entre la inocencia y la violencia. Esta serie de 23 dibujos es una investigación visual al interior del ser de los niños combatientes. Es una representación de la inocencia infantil en contextos de brutalidad y conflicto donde su forma innata de percibir el mundo se tergiversa por la voluntad de terceros.

¿Por qué representar a través del arte temas sociopolíticos latinoamericanos?

Mi objetivo es sensibilizar y despertar una reflexión crítica a través de lo poético y lo emocional. A esta pregunta veo la necesidad de citar a Luis Camnitzer, artista y gran crítico y teórico de arte. Hace poco leí una entrevista en lamula.pe donde decía lo siguiente: “(…) Hacer conexiones que son inesperadas, conectar cosas que se supone que no se pueden conectar. Y lentamente vas creando una distancia crítica. Entre esas cosas, vas creando una base de datos que es distinta a la base datos convencional de supervivencia o funcional y que te sirve de referencia para otras conexiones que todavía no se hicieron (…)” Como artista tenemos esa capacidad de analizar nuestro contexto de una manera diferente y expresarlo a través del arte.

Adriana Ciudad_Debajo del agua_2015_8

“Debajo del Agua” es su más reciente proyecto ¿Cómo surge la idea de manifestar un tema que muchos pasaron desapercibidos como es el de los hipopótamos de Pablo Escobar?

Estaba recién llegada en Bogotá, cuando en una cena con amigos mencionaron los hipopótamos que había en Colombia. No lo pude creer! Me puse a investigar sobre este caso, que me pareció ser más parte de una novela de “realismo mágico” que un hecho real. En los ochentas, Pablo Escobar trajo ilegalmente de África unos hipopótamos para su zoológico. Al quedar la Hacienda Nápoles en abandono después de su muerte, estos animales se han ido reproduciendo y desplazando por la selva. Actualmente se presume que hay alrededor de 70 hipopótamos sueltos, afectando no solo el medio ambiente de la zona, si no también atacando a poblaciones aledañas. No obstante son animales “indefensos” que no tienen la culpa de estar donde están.

“Debajo del Agua” tiene como primera lectura el problemático caso ambiental que está causando la propagación de los hipopótamos alrededor del Río Magdalena. La segunda lectura de la instalación, alude a los niños que son reclutados por las fuerzas armadas ilegales de Colombia.

Creé un símil entre estos niños y los hipopótamos: aprovechándose de su inocencia, ambos fueron sacados de su contexto natural, llevados a un lugar al que no pertenecen, el cual los obliga a ser violentos.

La exposición estuvo en el mes de noviembre en la Galería El Museo de Bogotá ¿Qué conformaba dicha instalación?

Mi propuesta fue presentar en la sala de proyectos de la Galería El Museo una instalación que abarcara la escultura, el dibujo, la pintura y el sonido. Las paredes las intervine con dibujo y color que recrean la selva colombiana. El sonido original otorgado por el Instituto Humboldt de los alrededores del río Magdalena intensifica la experiencia del visitante en esta puesta en escena. Invadí el espacio con 70 piezas de hipopótamos bebés en cerámica, intervenidos con pintura. Esa cantidad hace referencia a la estimación que se tiene del número de hipopótamos en Colombia. La idea era que una masa de esculturas en la sala te envuelva e impacten como espectador.

05

03

Adriana Ciudad_Instalation_Sensibilia05

2206

3

16

20

Adriana Ciudad_Debajo del agua_2015_3

Texto por Sandra Fernández

Recommended Posts